• Loading stock data...
[uam_ad id="1232"]
Noticias Economía, Finanzas e Inversiones.

Desafío de la construcción ante riesgos climáticos

//

Desafío de la construcción ante riesgos climáticos

Los retos en la construcción moderna son muchos. Ya no es solo garantizar la seguridad de la estructura, sino también proporcionar salud a las personas y al medio ambiente.

“Esto se logra cada vez que los profesionales del área creamos consciencia respecto a la importancia que tiene el uso de materiales nobles en cada una de las obras concebidas”, así lo deja saber Pedro Peña Polo, presidente de Nemco, una empresa constructora que se enfoca en la calidad, la modernidad y sobre todo, la protección a los recurso naturales.

El experto trata el tema a propósito de los cambios climáticos que dañan al Planeta, y por entender que se está a tiempo de contribuir a que la ciudad además de sana, luzca bella.

Pérgolas de madera arveolar, ‘shingle’ sintético, piedras, vitrales palma cana sintética, insulación termoacústica, así como tejas gravilladas de barro, metálicas y asfálticas son algunos de los materiales que cita entre los que son amigables con el medio ambiente.

El empresario de la construcción, sostiene que dentro de los retos que hay que afrontar y enfrentar está: la eficiencia de la administración urbana, sus procesos de verticalidad, así como el reordenamiento del polígono en Santo Domingo y otras ciudades que crecen a la par con ésta. “Desde mi óptica, estos son los principales retos que puedo plantear a los arquitectos y constructores en un mundo cada vez más urbano”, dice Peña Polo.

El presidente de Nemco, comenta que la estética es otro punto a tomar en cuenta, ya que las ciudades se van transformando, y el ornamento es parte de ese cambio.

En el país

Pedro Peña Polo explica que, por ser República Dominicana un país de gran flujo de turistas, se ve en el compromiso de mantenerse en franca jornada de construcción de hoteles. “Y precisamente, para ese tipo de estructura debemos enfocarnos en el uso de materiales según el área. Tener claro cuáles son los adecuados para cada espacio. Por ejemplo, para los gazebos y terrazas utilizar la palma cana, ya que además de durabilidad, no atrae insectos, es fácil de limpiar y proporciona frescura”, enfatiza.

En lo que a las fachadas se refiere, el especialista en temas de construcción, sostiene que producto del cambio climático ya muchas empresas están transformando el ‘rostro’ de sus establecimientos, haciendo uso de los materiales adecuados y de modernos diseños para estar a tono con los nuevos tiempos y aportar al medio ambiente.

En conclusión, Peña Polo llama a los involucrados en el área de la construcción (ingenieros, arquitectos, hoteleros, urbanistas, paisajistas, etcétera) a que hagan uso de materiales amigables con medio ambiente. “Así aportamos a la conservación de los recursos naturales y por supuesto a la salud de la población”, puntualiza.